CambioDigital-OL

0

¿Qué es realmente la nube híbrida y cuál es la mejor estrategia?

cloud-publica_hiPídale a un grupo de líderes de TI que defina qué es una nube híbrida, y probablemente sus respuestas sean tan diversas como las empresas para las que trabajan. Lo que una vez fue una definición en blanco y negro, que describía las organizaciones con una combinación de aplicaciones que residen tanto en la nube pública como en los centros de datos empresariales, ahora una nube híbrida se ha vuelto mucho más complicada a medida que crece la cantidad de aplicaciones utilizadas en la empresa y el montaje de sus requisitos de integración.

Según Skyhigh Networks, la compañía promedio usa más de 1.400 servicios en la nube, a menudo porque las líneas de negocios se ven presionadas para innovar, dejando poco tiempo para desarrollar una estrategia para la forma más eficiente y rentable de ejecutarlas.

Además de la confusión, la jerga de la nube híbrida de hoy abunda en términos como la nube “nativa” en varias nubes, en las instalaciones y las nubes, por nombrar algunas. ¿Cómo deciden las empresas qué es real y qué es marketing publicitario?

“La nube híbrida es el término más descriptivo del mundo”, señala Lauren Nelson, analista principal de la nube privada de infraestructura como servicio (IaaS, por sus siglas en inglés), en Forrester Research. Es mas un enunciado de problema que una definición, anota, y plantea preguntas sobre las plataformas apropiadas para cada aplicación, integración de datos y seguridad.

El estándar de oro para las definiciones de nube, el Instituto Nacional de Estándares y Tecnología (NIST, por sus siglas en inglés), ha escrito uno para la nube híbrida, que “hasta ahora refleja la realidad”, indica Nelson. “Llama a la necesidad de tener explosiones activas de un entorno a otro, un mundo que no existe hoy en día”.

En un intento de crear claridad, algunas compañías y proveedores comenzaron a usar el término multi-nube en lugar de híbrida, lo que indica que la estrategia simplemente involucra a más de una nube: pública-pública o pública-privada. Otros han aplicado sus propias definiciones a la nube híbrida para incluir cualquier combinación de nube pública y privada con plataformas y/o servicios consistentes, pero esas son relativamente nuevas, señala la ejecutiva.

De hecho, el mercado mismo está dando forma a la definición de nube híbrida, y los analistas y proveedores están comenzando a alinearse para llegar a un acuerdo sobre la definición de una verdadera estrategia de nube híbrida. Cada vez más, se trata de mover cargas de trabajo sin problemas entre las plataformas en la nube pública y privada, y crear una arquitectura coherente en ambos entornos. Algunos proveedores prometen estas capacidades pronto, mientras que otros ya las están empezando a ofrecer.

“La nube híbrida es un entorno de computación en la nube que combina una nube privada y servicios en la nube pública con orquestación entre las plataformas, permitiendo compartir datos y aplicaciones entre ellas”, indica Ritu Jyoti, director de investigación del software de almacenamiento, servidor e infraestructura empresarial de equipo de IDC.

Una empresa podría estar probando una aplicación en la nube pública o privada, y ejecutando la producción real en una nube diferente, anota Jyoti. “O están ejecutando copias de seguridad y recuperación en la nube pública, pero la producción real en la nube privada. O están ejecutando la aplicación de producción real en una nube privada alojada, pero moviendo datos en la nube pública para ejecutar algunos análisis en la parte superior. Hay una separación de caso de uso, pero es esencialmente para la misma carga de trabajo”.

Alrededor del 56% de las organizaciones encuestadas por IDC usan nube privada y nube pública para la misma carga de trabajo actual, y otro 8% dice que usan un tipo de nube para producción y otro tipo para pruebas, desarrollo, respaldo o análisis, que también se considera estrategia de nube híbrida.

Lo que hace que una verdadera estrategia de nube híbrida sea más posible hoy, es una serie de nuevas capacidades de orquestación que ayudan a mover aplicaciones entre las diferentes plataformas, anota Jyoti, tecnologías como Kubernetes, un sistema de código abierto para automatizar la implementación, escalado y administración de aplicaciones en contenedores, y herramientas de orquestación de VMware, por ejemplo.

Y mientras que aproximadamente la mitad de las empresas mencionadas anteriormente están comenzando a enfocarse en estrategias de nube híbrida, la otra mitad todavía está esperando más claridad.

“Si esto fuera un juego de béisbol, estamos en la segunda entrada”, señala Jack Sepple, oficial de tecnología de grupo de Accenture para operaciones y líder global de la nube de Accenture. “Todavía pasamos mucho tiempo trabajando con nuestros clientes, educándolos sobre qué es la transformación y el impacto que tendrá en su organización”. Sepple sostiene que, si las organizaciones toman las medidas ahora para mover las aplicaciones a una arquitectura estándar para la nube privada en las instalaciones, cuando estén listos para mover la aplicación a la nube pública, la transición será automática.

Varios proveedores líderes de nube ofrecen su propia visión de la definición de nube híbrida y su oferta.

Oracle Cloud at Customer
En marzo del 2016 Oracle lanzó su oferta privada Cloud at Customer, que según la compañía es una réplica exacta de su nube pública en su software, acuerdos de nivel de servicio y fijación de precios. Los clientes pueden configurar aplicaciones en una nube privada y luego migrarlas lentamente a la nube pública según sea necesario.

“Estamos definiendo la nube, no por dónde está sino por cómo se ejecuta y los servicios que ofrece”, indica Nirav Mehta, vicepresidente de gestión de productos de la línea de productos híbridos de Oracle.

Oracle apunta a clientes empresariales que hasta ahora no han podido aprovechar al máximo la nube pública debido a requisitos regulatorios, de privacidad de datos o de jurisdicción, incluidos los negocios en servicios financieros, gobierno y salud.

“Los CIO nos dicen: ‘Voy a adoptar la computación en la nube, pero estoy buscando tecnologías que me permitan administrar mi riesgo y llegar gradualmente. Comenzaré a modernizar mis aplicaciones en verdaderas aplicaciones en la nube. Agregaré mis máquinas virtuales, base de datos, middleware, y no tienen que salir de mis instalaciones. En el futuro, cuando quiera ir a la nube pública, no tengo que volver a diseñar mis aplicaciones'”, señala Mehta.

Hoy, cerca de la mitad de los clientes de nube privada de Oracle están implementando las mismas aplicaciones en nubes públicas y privadas para pruebas y producción, añade Mehta.

Microsoft Azure Stack
Microsoft también ha desarrollado una oferta única en la nube híbrida, en conjunto con su nube pública Azure. La extensión Azure Stack, que salió el año pasado, permite a los usuarios llevar la computación en la nube pública a su nube privada local. Pueden hospedar instancias diferentes de la misma aplicación en la nube de Azure y en las instalaciones dependiendo de sus necesidades comerciales o técnicas. O pueden desarrollar una aplicación en Azure y luego implementarla en las instalaciones para cumplir con los requisitos de políticas o normativas.

Sin embargo, existen inconvenientes, incluidos estrictos requisitos de hardware. “Una interfaz de programación de aplicaciones común es bastante rara en estos días, y costosa”, anota Nelson. “Las especificaciones que Microsoft requiere de los proveedores de hardware para el cumplimiento en realidad son bastante extraordinarias, y por eso estas pilas son muy caras”.

Y aunque algunas empresas prefieren tener un solo proveedor para su estrategia de nube híbrida, otras prefieren una combinación de proveedores de servicios, añade Jyoti.

Las asociaciones ofrecen una nube híbrida
Microsoft también busca atraer clientes de VMware a su nube pública. En febrero, Microsoft presentó Azure Migrate, un servicio que se espera facilite la migración de las cargas de trabajo de VMware a la nube pública de Azure. VMware y Amazon Web Services también se asociaron en agosto del 2017 cuando VMware lanzó VMware Cloud en AWS, que ayuda a las empresas a migrar sus entornos basados en vSphere a la nube pública de AWS.

Para no quedarse afuera, Google Cloud y Cisco se unieron en octubre del 2017 en una asociación de nube híbrida que permite a los administradores de TI y desarrolladores de aplicaciones usar las herramientas de Cisco para administrar sus entornos locales y vincularlos con la nube pública de IaaS de Google.

Al asociarse con Google, Cisco puede ofrecer a sus usuarios un objetivo de nube pública con el que se puede integrar profundamente. Se espera que utilicen el sistema de orquestación de contenedores de código abierto Kubernetes desarrollado por Google para conectar sus entornos.

Incluso la firma de servicios profesionales Accenture se está asociando con proveedores de nube pública para ofertas de nube híbrida. Accenture aloja nubes privadas para sus clientes y ofrece algunas herramientas de orquestación para conectar cargas de trabajo a nubes públicas y privadas, aprovechando las asociaciones que tiene con Oracle, Microsoft, VMware y otros proveedores. En abril, Accenture recibió una patente por sus capacidades analíticas de etiquetado multi-nube en su plataforma en la nube.

“Reconocimos que a medida que se mueve a la nube, el viejo modelo ITIL no encaja exactamente”, señala Sepple. “Hubo una falta de ofertas en el mercado, por lo que creamos este activo”.

Para las empresas que ya tienen un proveedor público de nubes, y están tratando de decidir cómo y qué aplicaciones integrar en la nube, IBM está aprovechando sus antecedentes técnicos y de consultoría para comprender la carga de trabajo del cliente y la probabilidad y el análisis de costo-beneficio de mover una aplicación a la nube.

IBM lanzó su nube pública a principios del 2018 y en marzo anunció una gran cantidad de capacidades para mejorar la integración entre las nubes locales, privadas y públicas, incluidas las capacidades de migración en la nube, mayor soporte de contenedores, tecnologías de integración en la nube y transferencia rápida de datos.

Su oferta dependerá en gran medida de los servicios de contenedores de Kubernetes que transfieren aplicaciones entre plataformas, con administración y monitoreo durante la transferencia.

IBM llama a su oferta híbrida “multi-cloud”, reconociendo que la mayoría de sus clientes ya usan proveedores de Google, Azure, AWS y SaaS como Salesforce, Workspace y ServiceNow.

Alrededor del 61% de las empresas ahora usan dos o más nubes públicas, y el 35% usa cuatro o más nubes públicas, según Enterprise Management Associates. Si bien la mayoría de las implementaciones de nube híbrida también tienen varias nubes, no todas las estrategias de nubes múltiples se consideran nubes híbridas, porque las nubes públicas separadas pueden administrar dos cargas de trabajo diferentes, anota Jyoti.

“El mayor desafío para los clientes es comprender todas estas aplicaciones y la huella que tienen hoy en día”, señala Denis Kennelly, gerente general de IBM Hybrid Cloud. “La conversación (con los clientes) se parece a decir: ‘Adopté un proveedor y creé un conjunto de aplicaciones, pero todavía tengo cien aplicaciones en el sitio, y realmente no sé cómo moverlas hacia adelante. ¿Necesito refactorizarlas a todas o reemplazarlas a todas?'”.

Jyoti señala que la oferta de IBM carece de la sofisticación de algunos de los otros jugadores más grandes. “No hubo mucha innovación”, y sus herramientas de integración solo funcionaron con la nube pública de IBM, “pero están comenzando a abrirse paso con soporte para Amazon y Azure”.

Kennelly señala a su cliente Hertz como un ejemplo. La aplicación de tarifas de la compañía de alquiler de automóviles obtiene alrededor de 1.500 millones de visitas al día en su sitio web, como ubicaciones de búsqueda de clientes, tipos de vehículos y tarifas. También recibe 30 millones de cambios por día en la plataforma, según John LaFreniere, vicepresidente de arquitectura global de TI. La compañía quería mantener las aplicaciones críticas cerca de casa, a la vez que facilitaba la sincronización de la aplicación en diferentes nubes y garantizaba la uniformidad de los estándares. Así que Hertz implementó la aplicación tanto en la nube pública de IBM como en una nube de terceros, utilizando los contenedores IBM Cloud Private y Kubernetes, lo que lo mantuvo sincronizado con la estructura general de la nube y los datos.

El cambio de nube a nube es posible, pero no es fácil
Aunque se están haciendo más herramientas de orquestación, todavía es extremadamente difícil trasladar una carga de trabajo de una plataforma de nube a otra, señala Nelson. “Mover cosas es costoso. El hecho de que tendría que ser capaz de crearlo para ser compatible con más de una plataforma, y luego pagar por el movimiento de esa información, hay un millón de desafíos para facilitar eso hoy en día”, precisa la ejecutiva.

“Cada vez que mueve una base de datos, no es un movimiento fácil”, anota Sepple. “Piensa pasarse de Oracle a SQL. No es menos complejo que tomar la misma decisión hace 10 años. La pregunta es, ¿cuánto esfuerzo desea poner en hacer esa transición? “Esto lleva a problemas culturales que pueden impedir que las organizaciones persigan la nube híbrida. Para cualquier empresa que aspire a la nube o que ya requiera mucha nube, una estrategia de nube híbrida llega a la ciudad para encontrar la colección correcta de tecnologías de la nube y herramientas de orquestación que hacen que la organización sea más rápida y eficiente”, anota Nelson.

“Llámelo como quiera, pero la nube híbrida es el futuro”, añade Nelson. “Hablamos de organizaciones que diseñan a medida su propia nube, y luego adoptan un enfoque más práctico de su estrategia en la nube que está diseñada teniendo en cuenta su historia, estado actual y futuro, y creando una solución que funcione para ellos”.

Stacy Collett, Network World

Ordenado por: Nube Tags: 

TOT

 

 

Contenidos recomendados...

Comparta esta publicación

Artículos relacionados

Escriba su comentario

Ud. tiene que estar conectado para publicar comentarios.

Red de publicaciones IDG en Latinoamérica: Computerworld Ecuador - Computerworld Colombia - CIO Perú // Contáctenos
© 2018 Computerworld Venezuela - All rights reserved ---- WordPress - Tema adaptado por GiorgioB