Venezuela: ConocoPhillips más cerca de aplicar una indemnización de $ 9.700 millones después de que la oposición de Guaidó no cumpliera con los pagos

Mérida, 23 de octubre de 2021 (venezuelanalysis.com) – Un tribunal de arbitraje internacional del Banco Mundial suspendió los procedimientos para anular un laudo multimillonario de ConocoPhillips.

El Centro Internacional de Arreglo de Diferencias Relativas a Inversiones (CIADI) anunció su decisión el 14 de octubre luego de que el llamado «gobierno interino» venezolano supuestamente incumpliera sus obligaciones.

La empresa con sede en Houston recibió $ 8.5 mil millones del CIADI en marzo de 2019 en compensación por tres proyectos petroleros (Corocoro, Hamaca y Petrozuata) nacionalizados en 2007 por el ex gobierno de Hugo Chávez. Desde entonces, la cantidad ha acumulado casi $ 1.2 mil millones en intereses para un total de $ 9.7 mil millones.

El líder opositor Juan Guaidó se autoproclamó «presidente interino» en enero de 2019 y en diciembre de 2019 pidió la anulación del premio. El reconocimiento de Washington ha visto al «gobierno interino» tomar el control de las disputas en varios casos que involucran al país, sobre todo en los tribunales estadounidenses.

Sin embargo, la suspensión de los procedimientos de cancelación es un nuevo golpe para el asediado campo antigubernamental. De acuerdo con las regulaciones del CIADI, la parte que solicita la anulación de un laudo debe cubrir los costos del procedimiento por adelantado. El 7 de septiembre, la agencia declaró a la «administración» de Guaidó en default antes de terminar el caso este mes.

La disputa del arbitraje también reveló un posible conflicto de intereses en la oposición respaldada por Estados Unidos. Los documentos judiciales revisados ​​por Venezuelanalysis muestran que Alberto Ravell se desempeña como asesor legal de ConocoPhillips en el caso. El padre de Ravell, Alberto Federico Ravell, es un magnate de los medios de comunicación antigubernamental de alto perfil que ha sido director de comunicaciones de Guaidó desde abril de 2019.

READ  Tras las nuevas sanciones de EE. UU., Huawei podría dejar de producir teléfonos inteligentes

Un portavoz de la oficina de prensa del líder de la oposición no respondió a una solicitud de comentarios.

El gobierno de Nicolás Maduro también está impugnando el laudo del CIADI, pero ha visto al tribunal rechazar su moción para evitar que el equipo legal de Guaidó represente al país. Venezuela abandonó oficialmente la convención del CIADI en 2012.

Los abogados de ConocoPhillips incluyeron la decisión del organismo del Banco Mundial en una petición del 20 de octubre al Tribunal de Distrito de los Estados Unidos para el Distrito de Columbia solicitando una sentencia en rebeldía para hacer cumplir el laudo.

“La Petición solicita el reconocimiento de un laudo arbitral y la aplicación de las obligaciones pecuniarias que impone ese laudo arbitral”, reza el texto visto por Venezuelanalysis.

El gigante petrolero se vio fortalecido aún más por el canciller de la corte que incumplió con sus oponentes luego de que la oposición venezolana no respondiera al caso durante más de un año.

Guaidó fue atacado por no presentarse en lo que es el laudo arbitral más grande contra el país. En respuesta, la «fiscalía especial» de la oposición emitió un declaración negando haber abandonado el caso, argumentando que no había argumentos que presentar ante el tribunal de DC y que los abogados se estaban centrando en cambio en los intentos de anular el CIADI.

Sin embargo, el comunicado de prensa del 4 de octubre no reconoció que sus pagos obligatorios habían sido declarados perdidos casi un mes antes. La representación de ConocoPhillips continuó citando la declaración como evidencia de que el político y los aliados respaldados por Estados Unidos estaban «al tanto del proceso» y «decidieron no comparecer».

READ  Programa Mundial de Alimentos llega a un acuerdo para proporcionar alimentos a 185.000 niños en Venezuela |

Los analistas especularon que la ausencia en la corte podría estar relacionada con un supuesto acuerdo de $ 1.3 mil millones entre el «gobierno interino» y ConocoPhillips. El acuerdo figuraba en un informe judicial «maestro especial» de Delaware sobre un procedimiento para la venta de activos venezolanos solicitado por Crystallex. La minera canadiense recibió $ 1.4 mil millones en compensación por los activos nacionalizados.

El campo Guaidó negó haber hecho un trato con la petrolera y dijo que el documento judicial era «incorrecto». El magistrado especial Robert Pincus pidió al tribunal que cancelara la sentencia en cuestión del documento, pero no explicó qué motivó la aclaración.

La «administración» reconocida por Estados Unidos sufrió otro revés a principios de octubre cuando el Tribunal de Distrito de Nueva York del Distrito Sur entró en mora juicio favoreciendo a tres filiales del Grupo Pharo. Las firmas de inversión con sede en las Islas Caimán buscan recaudar $ 1.2 mil millones de bonos venezolanos incumplidos, y el abogado de la parte venezolana no respondió a la demanda presentada en abril.

Para cobrar, los acreedores apuntaron a los activos venezolanos en el extranjero, incluida CITGO, una subsidiaria estadounidense de la compañía petrolera estatal PDVSA, que tiene un valor de $ 8 mil millones. Empresas como ConocoPhillips y Crystallex han recurrido a los tribunales estadounidenses para forzar una subasta de los activos de la empresa. De manera similar, las acciones de CITGO se comprometieron como garantía para el bono de PDVSA 2020 que incumplió después de que Guaidó y sus aliados no hicieran un pago de $ 913 millones.

La Oficina de Control de Activos Extranjeros (OFAC) del Departamento del Tesoro de los Estados Unidos ha pegado la incautación o subasta de activos venezolanos, así como las transacciones que involucren el bono PDVSA 2020, en un intento de salvaguardar las perspectivas políticas de sus aliados venezolanos.

READ  Por solo $ 20,000.00 pesos podrías comprar este auto eléctrico

Con los informes, la administración de Biden puede estar preparada para elevar las medidas en 2022, según informaron los consejos ad hoc PDVSA y CITGO designados por Guaidó se reunió con funcionarios estadounidenses solicite una extensión de 6-7 meses de las protecciones actuales. Las autoridades de CITGO han contratado JPMorgan Chase & Co redactará propuestas para tratar con los acreedores.

La gestión de CITGO y otras empresas puestas en manos de Guaidó provocó importantes rupturas dentro de la oposición de línea dura. La Asamblea Nacional de 2015, que continúa operando con el apoyo de Washington a pesar del final de su mandato, no aprobó las conversaciones de JPMorgan.

Por su parte, el gobierno de Maduro ha criticado a la oposición por poner en peligro los activos del país y se ha comprometido a defenderlos a toda costa. El viceministro de Economía, William Castillo, calificó las acciones del sector respaldado por Estados Unidos como «la operación de atraco más vergonzosa y criminal» en la historia de Venezuela.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *